imagen

OTOPLASTÍA

Este procedimiento consiste en corregir posición y o tamaño de las orejas de las orejas que en algunos pacientes suelen ubicarse en forma de pantalla.

Esta alteración es hereditaria y se produce por la deficiencia del antihélix con prominencia de la concha en el pabellón auricular.

Afortunadamente el pabellón auricular alcanza el 90 a 95% del tamaño adulto a los 5 a 6 años y hacia los 7 a 8 años puede ya operarse por medio de la otoplastia. Sin embargo, es muy importante tener también algunas pruebas de audiometría previas a la cirugía en algunos pacientes que no oigan bien.

imagen
imagen
imagen
imagen

La otoplastia es una cirugia plastica facial que busca corregir la posición y/o tamaño de las orejas de un paciente.

Existen diferentes malformaciones posibles, desde la forma como tal de las orejas o la posición de estas en el cráneo. Sin embargo, la más recurrente es las "orejas en forma de pantalla", esta alteración es hereditaria y se produce por la deficiencia del antihelix con prominencia de la concha en el pabellón auricular. Esto se corrige rápidamente con una cirugía de orejas que consiste en la extracción de un pequeño colgajo detrás de la oreja y la unión del pabellón auricular con la piel.

La otoplastia es un una cirugía que se realiza frecuentemente en niños, ya que el afortunadamente el pabellón auricular alcanza el 90 a 95% del tamaño adulto a los 5 o 6 años. Por lo tanto, a partir de los 7 años, ya es posible operar a los pacientes, quienes frecuentemente reciben burlas en su entorno. Usualmente luego de la intervención, los pacientes mejoran considerablemente su autoestima.

Las complicaciones de la cirugía de orejas son poco probables, lo que puede ocurrir es es la mala cicatrización de las heridas y dejar cicatrices visibles; sin embargo, usualmente estas cicatrices quedan ocultas tras las orejas y el pelo y son prácticamente invisibles.

El post operatorio requiere utilizar un bendaje tipo orejeras por una semana todo el tiempo, y sólo durante las noches el primer mes.